domingo, 30 de enero de 2011

Playa Toluca, redescubriendo un sitio nacional para Playeros


La playa Toluca, ubicada en el departamento de La Libertad, se ubica en el centro del país. Es un sitio con arenas negras, ideal para el desove de Tortugas Marinas. Acá al menos unas 300 a 400 tortugas Golfinas (Lepidochelys olivacea) desovan anualmente y de vez en cuando se han tenido registros de Baules (Dermochelys coriaceae). El río Huiza, que nace en las montañas de la Sierra del Bálsamo, desemboca en este sitio, formando un estero. Ricardo Ibarra Portillo estudio aves acá en 2001, 2004 y 2005, publicando un informe en 2007, llegando a registrar 98 especies, 20 de ellas playeras. En 2009 la tormenta Ida cambio la morfoestructura de la bocana. El pasado 26 de enero visitamos este sitio Jorge Herrera y yo, para buscar playeros en horas de la tarde, encontramos 13 especies, estos son nuestros resultados:

El estero Toluca presenta varios tipos de hábitats: manglares, playones de lodo, arena, la bocana y el río Huiza.
Foto: Néstor Herrera

Primero encontramos dos Candeleros o Policías (Himantopus mexicanus, Black-necked Stilt) en el canal del manglar, junto con dos Ganchudas o Zarapitos Menor (Numenius phaeopus, Whimbrel). Los Candeleros estarán presentes en todos los hábitats y a lo largo del gradiente de hábitat en el río.

Zarapito Menor o Ganchuda (Numenius phaeopus, Whimbrel).
Foto: Néstor Herrera

Hay que caminar por el pantano que se extiende desde el vivero de tortugas marinas hasta la bocana, como la marea estaba llenando decidimos caminar por la playa, que bueno porque pudimos ver tres bandadas de Playeros Blancos (Calidris alba, Sanderling), los cuales se alimentaban en la pleamar. En la playa, cerca de la bocana, tres Zopes Cabeza Roja (Cathartes aura, Turckey Vulture) nos recibieron. Esta especie es muy común en las playas, alimentándose de peces en putrefacción.

Zope Cabeza Roja (Cathartes aura, Turckey Vulture).
Foto: Néstor Herrera

Luego, un Patamarilla Menor (Tringa flavipes, Lesser Yellowlegs), junto con varios Chorlos Semipalmados (Charadrius semipalmatus, Semipalmated Plover), uno de ellos captado en el momento de sacar un Poliqueto, serian los que nos recibirían a la entrada del estero.

Patamarilla Mayor (Tringa flavipes, Lesser Yellowlegs).
Foto: Néstor Herrera

Chorlo Semipalmado (Charadrius semipalmatus, Semipalmated Plover).
Foto: Néstor Herrera

Luego descubrimos como ha cambiado el estero con respecto a nuestra última visita en enero 2008, ahora el estero es tres veces más ancho y tuvimos suerte de encontrar que la bocana no se ha tapado, por tanto hay flujo de agua. Desde el playón enfrente de la bocana, vimos pocos pescadores buscando algo para la cena y unas dos familias que habían llegado para pasar el día en la playa.

Estero Toluca, bocana del río Huiza, marzo 2010, por el cambio durante el invierno de 2010, más playones de lodo hay ahora respecto a esta imagen.


En el estero, un brazo se forma a la izquierda de la bocana con predominio de agua dulce. Las familias de los alrededores aprovechan para un paseo, pero como no hay infraestructura y tenemos una muy mala educación, cada vereneante deja una considerable huella de basura en la playa.
Foto: Néstor Herrera

Hay ahora abundancia de árboles enterrados en el estero y en la playa, muchos de ellos fueron arrastrados seguramente desde 30 km cuenca arriba, ya que son especies de montaña. La tormenta Ida y las lluvias de 2010 han cambiado este sitio, cuanto de esto es favorable a las aves playeras?
Foto: Néstor Herrera

Chorlo Piquigrueso (Charadrius wilsonia, Wilson’s Plover). Vimos estos únicamente en el área cercana del estero con la bocana, estudios con salinometros y del macrobentos, nos ayudaran a explicar la distribución espacial de estas aves en los esteros.
Foto: Néstor Herrera


Como ya es costumbre, siempre encontramos golondrinas en los humedales, esta vez fue el turno de la Golondrina de Manglar (Tachycineta albilinea, Mangrove Swallow). Estas fueron muy colaboradoras para ser fotografiadas.
Fotos Néstor Herrera

Siempre que veo una de estas Tringas no puedo evitar reírme del sobrenombre que les ha puesto Koki, Tringa singracia....Pero hasta me gusta más que el nombre de Playero Pihuihui (Tringa semipalmata, Willet).
Fotos: Néstor Herrera

Después de pasar el área cercana a la bocana, caminamos río arriba, unos 1,300 metros y en todo el trayecto fuimos encontrando Calidris, Actitis, Himantopus y Tringas. Interesante, quizás si estudiamos el macrobentos del río y la distribución de las aves a través del gradiente de hábitat, puede que respondamos varias preguntas, este será un buen estudio a realizar, comparando con río Jiboa, en donde la riqueza y diversidad de aves playeres parece ser mejor. Pero y que tal si buscamos metales pesados en plantas, peces, moluscos y aves? Qué tan saludable estará el sistema?



El Playero Mínimo (Calidris minutilla, Least Sandpiper), es hasta el momento en este verano, la especie mejor distribuida en todos los humedales que hemos visitado 
Fotos: Néstor Herrera

Río Huiza, playones de arena, el río ensanchado, muchas aves terrestres y acuáticas se observaron forrajeando en el río y en la ribera.

Costurero Pico Corto (Limnodromus griseus, Short-billed Dowitcher). Un sólo ejemplar vimos, a lado de los playeros mínimos, parece el hermano mayor.....
Foto: Néstor Herrera

Chorlo Gris (Pluvialis squatarola, Black-bellied Plover). Una docena de estos bellos ejemplares estaban distribuidos en el gradiente, desde la bocana, hasta el río Huiza.
Foto: Néstor Herrera



Al finalizar el día, este señor con apariencia de Moisés caminando por las arenas del desierto captó mi atención, pero sobre todo el amigo fiel que le acompañaba....un lindo atardecer, buenos datos, y muchas nuevas ideas para entender y estudiar a las aves playeras.
Foto: Néstor Herrera



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada